Estados Unidos aplica un arancel preliminar a la aceituna española por competencia desleal

Estados Unidos aplica un arancel preliminar a la aceituna española por competencia desleal

El Gobierno de Trump ha aplicado un arancel preventivo a la aceituna negra española por competencia desleal. Esta es la medida adoptada por las autoridades estadounidenses tras la denuncia de dos empresas californianas el pasado mes de junio y la posterior investigación realizada sobre el tema por el Departamento de Comercio norteamericano. Consideran que la aceituna española se importa a un precio por debajo de mercado gracias a las subvenciones. Para equilibrar el precio,  imponen un arancel que varía entre el 2,31 % y el 7,24%.

Se han confirmado las malas noticias que se auguraban desde el verano pasado y las empresas andaluzas se verán perjudicadas por esta medida proteccionista. La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, se ha desplazado a Bruselas y ha transmitido su preocupación a Cecilia Malmstrom, comisaria europea de Comercio, para hacer un frente común tras hacer pública la medida en el día de hoy el Gobierno norteamericano.

En declaraciones esta pasada madrugada, el secretario de Comercio de Estados Unidos, Will Roos, ha comentado que “valoramos las relaciones que tenemos con España, pero hasta los países amigos deben cumplir las reglas. Seguiremos evaluando la información sobre el tema y la decisión adoptada mientras defendemos a las empresas y a los trabajadores estadounidenses”. El arancel preliminar a las aceitunas españolas es una decisión más entre las 77 que la política proteccionista llevaba a cabo por el Gobierno de Donald Trump está ejecutando.

Las exportaciones de las aceitunas españolas a los Estados Unidos el años pasado están valoradas en unos 71 millones de euros. Por lo tanto, las empresas andaluzas, en este caso las sevillanas, Aceitunas Guadalquivir (2,31%), Agro Sevilla Aceitunas (2,47%) y Ángel Camacho Alimentación (7,24%),  se verían muy perjudicas tras la imposición de una gravamen antidumping. De momento, la medida es preventiva y no definitiva. Así lo ha querido transmitir Susana Díaz  para destensar la actual situación, “vamos a seguir trabajando para demostrar que estas subvenciones son legales y no entran en ningún tipo de dumping“. La máxima responsable del Gobierno andaluz, también ha planteado posibles soluciones si en marzo la medida de Washington es firme. “Sea cual sea el escenario, después habrá soluciones alternativas según en el marco en que nos encontremos”, afirmó Díaz.

Sin duda, la resolución preventiva del Gobierno americano preocupa mucho a la Unión Europea si se confirma porque se puede extender a otros productos europeos que también reciben este tipo de ayudas dentro de la PAC (Política Agraria Común).