La firma almeriense Ecoculture Biosciences revoluciona el manejo de la fertilización nitrogenada con su tecnología NHDelta

La firma almeriense Ecoculture Biosciences revoluciona el manejo de la fertilización nitrogenada con su tecnología NHDelta

La firma almeriense Ecoculture Biosciences ha revolucionado el manejo de la fertilización nitrogenada aportando soluciones al grave problema medioambiental causado por el exceso de nitratos en cultivos y frutos, mediante el desarrollo de una tecnología que hace posible la reducción del aporte de nitrógeno en la agricultura en cantidades significativas.

La tecnología desarrollada por Ecoculture Biosciences supone un tremendo impacto positivo para el medio ambiente y la salud de las personas, además de mejorar la calidad de las cosechas y aumentar la producción de los cultivos. Esta tecnología, denominada NHDelta, es parte importante de la solución al grave problema medioambiental a nivel mundial generado por el uso excesivo de fertilizantes a base de nitratos.

Ecoculture Biosciences ha realizado ensayos en cultivos de tomate en el Centro Tecnológico Tecnova y certificado que con la tecnología NHDelta es posible una drástica reducción del aporte de nitratos, de hasta el 50%, a la vez que se mejoraba la calidad y la producción del cultivo y ahorraba agua de riego, uno de los grandes desafíos en el sector agrícola para este siglo. Actualmente, Ecoculture se encuentra llevando a cabo otro proyecto en este centro tecnológico para certificar cuál es el porcentaje de ahorro de agua que se puede llegar a conseguir con esta tecnología.

El nitrógeno es un elemento clave en la producción de cultivos intensivos y está relacionado con ecosistemas acuáticos y terrestres, si bien el aumento masivo de cantidades de nitrógeno introducidas en el medio ambiente, en gran medida a través de fertilizantes nitrogenados, ha tenido consecuencias medioambientales negativas. La aplicación excesiva y/o inadecuada de fertilizantes nitrogenados, genera diferentes problemas para el agricultor y el medio ambiente, como la contaminación de suelos y aguas superficiales y subterráneas, altos gastos de agua y fertilizantes, acumulación de nitratos en los frutos, bajos rendimientos en el suelo, desequilibrios nutricionales en plantas, menor calidad en la producción, menor periodo de vida útil de los frutos así como graves problemas en la salud humana.